• previous arrowprevious arrow
    next arrownext arrow
    PlayPause
    Slider
  • FRASE DEL DIA:

  • Muchas personas no viven sus SUEÑOS. Demasiado ocupadas que estan viviendo sus MIEDOS.

CÁNCER

 

22 junio – 22 julio

Signo de agua. Cardinal. Femenino

Simbolismo: el Cangrejo

Regente: Luna

Frase clave: LO SIENTO

Palabra clave: DEVOCIÓN

El cuarto signo del Zodiaco empieza con el solsticio de verano; los frutos de la naturaleza, que se relaja en un estado de placida satisfacción, ya han madurado. Su agua es tranquila, profunda, es el agua límpida de las fuentes, de los ríos y los lagos, agua fértil y portadora de vida, el agua del liquido amniótico: Cáncer es el signo de la maternidad, evoca el arquetipo materno, todo lo que es refugio y protección. Los valores sentimentales y emotivos asumen, pues, la máxima importancia, la dulzura y la afectividad son notables, pero al mismo tiempo son también evidentes las ansias y las aprensiones de la angustia maternal y la necesidad de seguridad de quien busca protección.

Cáncer se relaciona con la edad infantil y con frecuencia el nativo todavía inmaduro conserva actitudes o temores nunca olvidados que se remontan a la niñez. Esto es así porque el nativo de Cáncer posee una memoria tenaz que le permite mantener vivos en el fondo de su corazón recuerdos particularmente vivos, teñidos de nostalgia, de cosas ya vividas y románticamente idealizadas. Muy unido a la familia, y en especial a la madre, se siente profundamente atado a sus propias raíces, a las tradiciones familiares, al ambiente originario, elementos que con frecuencia condicionan, en sentido negativo y positivo los aspectos de la evolución y el destino personales.

Al ser de espíritu conservador y sentir una gran devoción por el pasado, su capacidad de iniciativa puede verse obstaculizada encaminando sus pasos hacia atrás como el animal de su símbolo, el cangrejo.

No le falta ambición, al contrario, le gusta ser el centro de la atención, puesto que en realidad es un egocéntrico, pero teme la hostilidad del mundo exterior y si percibe una agresión, se encierra en si mismo, recluyéndose en su coraza protectora, en el amor seguro de la familia, en los valores comprobados, entre las paredes de su casa, percibida como un refugio acogedor, y, consecuentemente, muy amada.

De naturaleza perezosa y poco dinámica, el nativo de Cáncer tiene, por el contrario, un vasto mundo interior, construido no solo por recuerdos, sino por una viva imaginación, por sueños y fantasías que solamente revela a quien considera seguro y de fiar, según lo que le dicta el corazón. Las simpatías que despierta son tan destacadas como las antipatías.

De sensibilidad especialmente viva y delicada, su intima vulnerabilidad le ocasiona melancolía y una aguda susceptibilidad, causa de una timidez inicial. A pesar de todo, el nativo de cáncer no es un solitario, le agrada la compañía de los demás, y es muy afectuoso y solicito con las personas que quiere. En cuanto a su carácter, carece de sentido práctico y es fácilmente influenciable, no tiene mucha fuerza de voluntad y actúa, principalmente, movido por los sentimientos, siguiendo las sugerencias de su intuición casi mediunica.

Por otra parte, se dedica a sus tareas con escrupulosa minuciosidad. Aunque más bien pacifico y de espíritu conciliador, puede obstinarse en insistencias infantiles o cóleras caprichosas y escasamente eficaces. De hecho, su defecto principal es el humor decididamente inestable que le provoca el apelativo de ‘lunático’ y que le impide ser comprendido por alguien que no posea su ‘sexto sentido’. La lánguida pereza e insuficiente inclinación a la lucha pueden convertirlo en una persona demasiado sometida, refractaria a la acción, que se desanima con facilidad, cambia de idea a menudo, o persigue sueños en lugar de zambullirse en la realidad concreta.

En realidad, la dureza exterior de Cáncer, es solo una barrera que le ayuda a proteger su interior ya que necesita estabilidad y es protector con los demás. Cáncer es muy posesivo y defiende al máximo las relaciones porque la sola idea de perder un afecto le hace daño. Su espíritu protector le lleva a expresar su amor a través de la colaboración con su pareja y si hay algo que detesta son los imprevistos.

Debido a esta excesiva cautela, nunca se abandona de lleno a una pasión si no conoce bien a la otra persona; de hecho antes de expresar sus sentimientos, el cangrejo querrá saberlo todo del otro y tener la certeza de que no va a ser rechazado. Solo entonces revelara su verdadera naturaleza sensual.

En realidad Cáncer es muy inseguro y esto solo puede desaparecer si logra tener en su pareja una confianza total. Entonces se entregará sin reservas, pero la mayoría de las veces esta inseguridad dará lugar a demostraciones posesivas, lo cual puede ser difícil a vivir si su pareja necesita un poco de libertad.

La lealtad de los nativos de este signo es proverbial y su pareja no solo disfrutará de su fidelidad sino también de una autentica devoción. En realidad, a Cáncer le encanta mimar y cuidar a su pareja, pero necesita también verse rodeado de un cariño tierno y seguro.

El punto débil de estos nativos son su contantes cambios de humor – ‘lunáticos’ como su planeta regente la Luna – y a menudo estos cambios son desconcertantes para su pareja que no logra comprenderlos y como Cáncer es sutil y amable, espera lo mismo de los demás, sintiéndose herido y desconcertado cuando no es así, como con frecuencia sucede.

El pesimismo es otro de sus rasgos característicos. Aunque todo marche perfectamente – sobre todo en esos momentos – el cangrejo siempre vivirá con el temor de que los acontecimientos tomen un giro desfavorable, de ahí que evitará tomar decisiones de consecuencias inesperadas ya que, herido, no olvidará jamás.

Su destino depende, en gran medida, de las condiciones de partida, del ambiente familiar, de la educación recibida, del patrimonio de familia, simbólicas o materiales.

El éxito, con frecuencia lento, madura poco a poco. La función o el recuerdo de la figura materna, permanecen, incluso en la edad adulta, muy importantes, sobre todo para los nativos del sexo masculino.

Anatómicamente, el signo de Cáncer rige el estomago y el aparato digestivo, el tórax, las glándulas mamarias y el vientre. También tiene que hacer atención a su alimentación.

Rasgos Positivos

Tenaz

Intuitivo

Maternal

Domestico

Sensible

Compasivo

Emotivo

Tradicional

Patriota

Rasgos Negativos

Caviloso

Quisquilloso

Se siente herido con facilidad

Negativo

Manipulativo

Demasiado cauto

Perezoso

Egoísta

Autocompasivo

Comparte en redes sociales...
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Comentarios cerrados.